Tamaño letra:

Como marcan las reglas de la Hermandad, y a pesar de la situación que estamos atravesando, se pudo celebrar con normalidad (aunque con el aforo reducido en el templo parroquial de Santiago) la Solemne Novena de Jornaditas a Nuestra Señora de la Soledad y al Señor San José, la cual se prolongó desde el 16 al 24 de diciembre, culminando con la Solemnísima Función en la medianoche del día de la Natividad del Señor.

Como es tradicional para estos cultos, en el presbiterio del altar mayor de la Iglesia de Santiago se montó un gran altar efímero donde las imágenes de la Virgen y San José aparecían cada jornada de forma distinta y, en esta ocasión, luciendo algunos ternos que hacía tiempo que no lucía la imagen de Nuestra Señora o combinaciones de colores diferentes a las habituales.

El altar, como es costumbre, quedaba aderezado con grandes murales de pinturas y plantas aromáticas, destacando algunos estrenos como los frontales de corcho de la zona inferior realizados por N.H.Dña. Sheila María Criado Caña y el frontal del altar, en su primera fase de realización, donde han intervenido los hermanos D. Manuel García Reyes en las labores de carpintería y D. Israel Adorna Cabrera en la realización de la pintura de la cartela central con la paloma alusiva al Espíritu Santo.

Los cultos dieron comienzo a las 19:30 horas con arreglo al siguiente orden: Santo Rosario, Ejercicio de la Novena y Santa Misa, ocupando la Sagrada Cátedra el Rvdo. P. D. Lorenzo Israel García Salgado, párroco de la del Divino Salvador de Castilleja de la Cuesta. En sus homilías, de forma muy acertada predicó de forma clara y directa, comentando las Sagradas Escrituras y los pasajes que se representaban cada jornada, dedicando hermosos poemas a los protagonistas de este viaje.

El día 17 de diciembre, a las 19:30 horas, se llevó a cabo la Exposición Mayor de S.D.M. finalizando con la Bendición Solemne y el día día 20 de diciembre, a las 18:00 horas, coincidiendo con la quinta jornada, donde contemplamos a la Santísima Virgen en la iconografía de Divina Pastora, se celebró el tradicional acto de ofrenda floral y de alimentos por parte de los niños de la localidad.

El día 24 de diciembre, a las 23:15 horas dio comienzo el último día de la Novena con el rezo del Santo Rosario y el ejercicio de las Jornaditas. A su finalización inició la Solemnísima Función en conmemoración del nacimiento de Nuestro Señor Jesucristo y la maternidad de Nuestra Señora, la cual estuvo presidida por nuestro párroco y director espiritual, D. José María Losada Lahera. Durante la misma, entonado el Gloria quedaron expuestas a los fieles las devotas imágenes del Señor San José, Nuestra Señora de la Soledad y su Divino Hijo, Nuestro Señor Jesucristo, entre el estallido de multitud de cohetes y el repique de campanas de la torre parroquial.

Las imágenes lucían radiantes como de costumbre, destacando el exorno del portal con la inclusión de una pequeña jaula con un canario que hizo las delicias de los más pequeños. La imagen de san José estrenaba el manto.

Estos solemnes cultos continuaron con la celebración, el día 1 de enero, Solemnidad de Santa María Madre de Dios, de la Función Solemne y Procesión Claustral con el Divino Niño Jesús, portado por nuestro párroco y director espiritual, en esta ocasión sin la utilización del habitual palio, debido a las medidas de precaución sanitarias establecidas. Igualmente tampoco se pudo besar la imagen del Divino Niño, el cual quedó colocado sobre la mesa del altar para la contemplación de todos los presentes al finalizar la procesión.

EPIFANÍA

Llegados ya al día previo a la Solemnidad de la Epifanía de Nuestro Señor, Nuestra Señora de la Soledad y el Divino Niño Jesús quedaron entronizados en el altar efímero situado como es tradicional en la nave de la epístola del templo parroquial. En esta ocasión, la especial veneración a las sagradas imágenes se adelantó a la jornada del día 5 en horario de 17:00 a 20:00 h.

Ya el día 6, a las 12:00 horas y tras el rezo del Ángelus se reanudó la solemne veneración al Niño Jesús y a Nuestra Señora de la Soledad, discurriendo muchos devotos, vecinos y foráneos a lo largo de toda la jornada ante las sagradas imágenes.

El altar presidido por Nuestra Señora de la Soledad se instaló ante el retablo de Santiago como de costumbre. Cobijada bajo unos grandes cortinajes rojos cedidos por la Hermandad Sacramental de Camas y tres lámparas de araña como remate, la imagen sedente se contempló de manera inédita bajo un templete de plata cedido por la Hermandad de Cuatrovitas, patrona de Bollullos de la Mitación. Esta imagen causó la admiración de los presentes por su novedad. La Virgen lucía manto verde y saya blanca, ambas prendas bordadas en oro, toca de sobremanto, fajín de Teniente General, corona de plata y numerosas joyas. El Niño, por su parte, vestía túnica blanca y potencias de plata. Como fondo se instaló un dosel con un tejido blanco rematado por una bambalina y corona plateada cedida por la Hermandad del Gran Poder igualmente de Bollullos de la Mitación. A ambos lados del dosel quedaron colocados dos grupos de cinco velas blancas con una bandeja de plata sobre peanas. Por su parte, el exorno floral ejecutado por Añil estuvo conformado por cuatro jarras escoltando a las imágenes y un friso delante compuesto por rosas, rosas de pitiminí, astromelias y tulipanes. Mientras, en el portal quedaron dispuestos los tres Reyes Magos y San José, con vistosos ropajes.

Por la tarde, a las 17:30, se celebró Solemne Función, siendo presidida por el párroco y director espiritual D. José María Losada Lahera, a la que asistieron numerosos hermanos que completaron el aforo establecido en el templo parroquial. La celebración de la Epifanía y todos los cultos de Adviento y Navidad fueron acompañados por el coro litúrgico, dirigido por N.H.D. Víctor López López, destacando su buen hacer durante los mismos con la interpretación de los cantos e instrumentos propios de la fecha. Igualmente cabe destacar la labor del cuerpo de acólitos en las diferentes celebraciones eucarísticas y el importante esfuerzo de los miembros de comunicación de la Hermandad con las retransmisiones en directo de los cultos para hacer llegar los mismos a todas aquellas personas que, por diferentes circunstancias, no podían acercarse a la iglesia de Santiago, dejándonos bellos planos y estampas que han sido muy alabadas.

Para culminar la jornada, tras la Solemne Función y la reanudación de la veneración a las Sagradas Imágenes, se realizó la presentación de los niños nacidos y bautizados durante el año 2020 a la Santísima Virgen. Fueron numerosos los niños presentados en brazos de sus padres tras ser nombrados, pudiéndose hacer una foto con la imagen y recibiendo un diploma como recuerdo del momento. Finalmente, todos juntos se hicieron una fotografía de grupo junto al Hermano Mayor para que quede el recuerdo del acto, terminando de esa forma estos cultos que quedan marcados como siempre en el calendario placeño con letras de oro.

Texto: Manuel Pablo Rodríguez.

Fotos: Israel Adorna, Manuel Pablo Rodríguez, Ángela Ramírez, Manolo Vega y José Enrique Romero.